Caracas, 07 de junio de 2017.- Paralización de la producción de medicamentos esenciales para las familias venezolanas denunciaron los trabajadores de la industria Farmacéutica y la Federación de Trabajadores de la Industria Químico Farmacéutico (Fetrameco), desde las instalaciones del Cine Cipreses ubicado en la avenida Lecuna de Caracas.

Estos representantes aseguran que los laboratorios Calox, Leti, Vargas, Behrens y Cofasa han venido disminuyendo su producción en medicamentos esenciales para la población venezolana, perjudicando así la soberanía adquisitiva en materia de salud, reseña nota de prensa.

Juan José Mijares, delegado del comité  de Laboratorios Leti, indicó que dicha industria es parte del desabastecimiento de medicamentos esenciales. “El Laboratorio Leti se ha sumado a una guerra económica no convencional”,  resaltó que los trabajadores apoyan el proceso Constituyente.

“Nosotros nos reunimos para elaborar la planificación, para tener control y acompañamiento en la entrega de medicamentos en las farmacias” sentenció Juan Mijares.

Por otra parte, Richard Briceño, representante del sindicato de laboratorios Calox, manifestó que “utilizan la materia prima para producir medicamentos veterinarios y no están produciendo medicamentos esenciales de consumo humano. Están recibiendo dólares para materia prima y las transnacionales están sumadas a no producir para llevar al pueblo a un desespero”,  puntualizó.

En la actividad estuvo presente el Rector de la Escuela Latinoamericana de Medicina Dr. Salvador Allende (Elam), Dr. Henry Ventura, quien hizo referencia a la intención por parte de la derecha venezolana en activar un canal humanitario.

“A nosotros nos llama la atención que la oposición llama a un canal humanitario diciendo que el Gobierno Nacional no entrega divisas para la importación de materia prima cuando los laboratorios Calox, Leti, Vargas, Behrens y Cofasa, no están produciendo medicamentos esenciales”.

“A estos Laboratorios siempre se les ha hecho entrega de divisas, inclusive han subido sus ganancias produciendo medicamentos no esenciales y de alto costo. El laboratorio Pfizer, en el estado Carabobo, ha hecho dinero con la producción de Atamel en sus respectivas presentaciones y se olvidó de la producción de antibiótico, dejo de fabricar medicamentos para la hipertensión”, sentenció Ventura.